José Rujano, un eterno enamorado del Giro de Italia Destacado

  • Por  Freddy González
  • Publicado en Ruta
  • Valora este artículo
    (0 votos)
José Rujano, un eterno enamorado del Giro de Italia
08 May
2017

El nativo de Santa Cruz de Mora ganó tres etapas de la carrera por la corsa rosa y contó parte de toda esa historia

Ganar tres etapas de Giro de Italia, entrar al podio como novato, ganar la camiseta de montaña, batir a Alberto Contador en su mejor momento, y convertirse en portada de muchos de los grandes diarios azzurros por todos estos lauros, es algo que sólo algunos hombres como José Rujano pueden jactarse de lograr.

Hoy en día, el cóndor de los andes que vive su vida como empresario en la ciudad de Santa Cruz de Mora, estado Mérida, meditando acerca de su retiro, recuerda en exclusiva para CiclismoTotal, algunos de esos momentos de gloria dentro de la disputa por la corsa rosa, esa que este año está a punto de cumplir 100 años.

“Curiosamente mi carrera deportiva en Europa arranca al revés, siendo novato comencé por todo lo alto. Cuando Gianni Savio me lleva en 2005 a formar parte del Selle de Italia para el Giro, sentí que estaba donde quería estar lo demostré desde el principio”

En ese mismo año, recién debutando, Rujano demuestra su más puro talento y se encuentra muy temprano con el estrellato, “desde el primer momento me sentí muy bien, pero cuando coroné la etapa reina hasta El Sestriere, en la jornada 19, cerré los ojos y volví al momento cuando tenía ocho años y vivía en mi pueblo, recordé a Marco Pantani y Leonardo Sierra, mis dos grandes ídolos y le agradecí Dios por darme este talento”.

Y aunque parezca difícil de relatar, según el mismo Rujano, la tempranera victoria en 2005 terminó siendo contraproducente para él, sobre todo por el hecho de tener tanta fama de la nada en tan poco tiempo, “luego de esa victoria en 2005 se me vinieron muchos momentos duros, fue difícil con mi corta edad controlar tanta fama y dinero, para nadie es un secreto que mi vida personal tuvo un gran efecto sobre mi vida deportiva, me costó mucho separar las dos partes, por eso en 2006 y 2007, con además algunas lesiones, no pude brillar”.

Sin embargo, el encuentro del llamado cara de niño con su amado Giro de Italia se volvió a dar en el 2011, el cóndor volvió a las filas de Gianni Savio, en aquel momento con el Androni-Venezuela y retomó su exhibición de grandeza, incluso ganando dos etapas en aquel año, terminando sexto de la clasificación general y venciendo a un Alberto Contador que para esa época ya pintaba como un verdadero fuera de serie.

“En 2009 pude ganar la Vuelta a Colombia, otros de los gratos recuerdos que tengo y con eso recibí el llamado en Europa, pero fue hasta 2011 con Androni, otra vez con Gianni que puede volver a la carrera italiana. Esa edición la recuerdo con gran cariño, no sólo por batirme con Alberto (Contador), sino porque además muchos decían que lo logrado en 2005 había sido casualidad, y ver a tanta gente equivocada me generó mucha alegría”.

Luego de esa edición, Rujano vivió dos años más en Europa sin mucho éxito para luego decidir regresar a Venezuela en 2013, y a pesar de que se siente muy feliz por poder tener tres hijos amados (Jeison, Vittoria y Benedetta), y haber conseguido grandes logros estos años en algunas carreras de Latinoamérica, si confiesa que cree que ha podido volar más alto por algún tiempo más.

“Luego de 2013 decidí venirme, me involucraron en algunos problemas y preferí volver a la tranquilidad de Venezuela, pude ganar buenas carreras por acá, pero sí me arrepiento de haber dejado Europa, quizá es otro de los grandes errores de mi vida, pero pues creo que puedo decirle a la juventud venezolana que soy ejemplo tanto por mis triunfos como por mis malas decisiones, y por eso le digo a los muchachos de las nuevas camadas, que se enfoquen para que no vivan lo que yo viví. Aún sueño por las noches ganando el trofeo del Giro, y aunque disfruto verlo por televisión, siento que si en ese momento hubiese tenido la madurez que tengo ahora, podría tener varios de esos trofeos en mis vitrinas”.

Para finalizar la entrevista, el eterno enamorado de la maglia rosa que nunca pudo portar, envió a un saludo a toda su fanaticada de Venezuela y el mundo, “mi saludo va para todo la familia del ciclismo, para los élite, amateur, femeninas, juveniles, niños, para que disfruten cada día del deporte más lindo del mundo, y asegurarles que siempre tendrán en mí un amigo más, la gente sabe de mi sencillez, así que pueden buscarme para lo que sea”,

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

Publicidad

Contacto

Carta al editor

banner-galeria